El secretario de Políticas Universitarias y ex rector de la Universidad Nacional del Litoral, el radical Albor Cantard, candidato de Cambiemos.

Fuentes del Frente Cívico y Social, el oficialismo santafesino, admitieron poco antes de que se conocieran las primeras cifras oficiales que Cambiemos obtenía el primer puesto en las PASO 2017, seguido por el peronismo y, terceros, ellos. Más temprano se había estimado que recién hacia la medianoche podría haber una tendencia consolidada en los números.

En esta provincia, la tercera en importancia del país por su caudal electoral, se eligen los candidatos que en octubre próximo competirán por 9 de las 19 bancas que posee el distrito en la Cámara de Diputados. Se definen, además, los nombres para renovar en dos meses Concejos Deliberantes locales, cargos comunales y 12 intendencias. En una jornada sin mayores contratiempos, algo más del 70 por ciento de los 2.188.214 santafesinos habilitados para votar participaron hoy de las elecciones primarias.

Los tres fuerzas principales afrontan las elecciones primarias con una realidad diferente. Cambiemos, por decisión del Gobierno nacional, evitó las internas. El secretario de Políticas Universitarias y ex rector de la Universidad Nacional del Litoral, el radical Albor Cantard, fue su único candidato, por lo que sólo se espera ver cuál fue el volumen de votos que obtuvo, aunque por trascendidos, se ubicaba primero a nivel provincial.

El peronismo tuvo la interna más caliente. La ex jueza penal Alejandra Rodenas, reconocida por su participación en causas que involucran a narcos, compitió contra el ex ministro de Defensa kirchnerista Agustín Rossi. En el bunker de éste último dejaban trascender, tras el cierre de los comicios, que se habían impuesto en la interna e incluso que los votos de ambas listas, sumados, eran más que los de Cambiemos.

Diferente es la situación en el Frente Progresista, ya que el candidato avalado por el gobernador socialista Miguel Lifschitz, el ministro de la Producción Luis Contigiani, aventajaba en todos los pronósticos a la radical María Eugenia Schmuk, su rival interno. En el oficialismo provincial se admitió con pesadumbre que habían hecho una mala elección.

En total se presentaron en Santa Fe 57 precandidatos para la Cámara baja, una oferta electoral desbordada en la que se destacan además de los tres espacios con más peso el massista Diego Giuliano, el radical macrista Jorge Boasso –debió competir en otro espacio porque Cambiemos impugnó su lista- y los referentes de distintos sectores de la izquierda como el periodista e investigador Carlos Del Frade, Caren Teep -impulsora de la primera lista integrada únicamente por mujeres que fue impugnada por la Justicia- y Octavio Crivaro. En Santa Fe no faltaron tampoco las curiosidades, como la postulación de la mediática Amalia Granata.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry