En la mañana de hoy, trabajadores y trabajadoras del Instituto de Cultura del Chaco, nucleados en la Asociación Trabajadores del Estado (ATE Chaco), realizaron una permanencia pacífica en la sede central del organismo, ubicada en Arturo Illia 245, en el marco del paro provincial por 48 convocado por el sindicato.

En el transcurso de la mañana, los trabajadores se manifestaron dentro de las instalaciones, denunciando la terrible situación laboral que atraviesa el sector, donde más de la mitad del personal se encuentra precarizado, y reclamando al Directorio de Cultura una respuesta concreta sobre dos problemáticas urgentes: pase a planta de personal precarizado y aumento en los honorarios de los contratos que hace más de un año están congelados.

Por pedido de las autoridades, que no se acercaron a dialogar, cerca del mediodía se hizo presente la policía, que realizó un acta por ruidos molestos. Fue recién cerca de las 14 horas, cuando el presidente salió de su oficina y debió enfrentarse a los reclamos de los trabajadores, a quienes dio respuestas del tipo “eso depende del Gobierno, no de mí”, “hasta ahora no se pasó a planta porque el Gobierno no toma esa decisión”, “el gobierno no nos manda la plata”. 

En ese marco, el funcionario dijo que mañana viernes habría una reunión con los representantes sindicales y el ministro de Hacienda de la provincia, Cristian Ocampo. Los trabajadores anticiparon: “No queremos reuniones, queremos soluciones”. La reunión no fue confirmada por las autoridades de Hacienda, por lo que mañana continuará la permanencia en las instalaciones de Cultura hasta tanto haya una solución real para superar este conflicto.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry