El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, comenzará a prestar declaración en su juicio por corrupción a partir del 2 de diciembre, informó el Tribunal de Distrito de Jerusalén, después de que sus abogados pidieran hace un par de semanas que no se diera su comparecencia hasta marzo de 2025.

El tribunal que supervisa la causa señaló que ha tenido en cuenta la situación excepcional en la que se halla Netanyahu y que el tiempo establecido este martes en el fallo es suficiente para prepararle en tiempo de guerra, pero “con el interés público en avanzar en el caso”, reportó el diario The Times of Israel.

A fines de junio, el equipo legal de Netanyahu reclamó que no podría declarar hasta marzo de 2025 debido a la guerra en curso en la Franja de Gaza.

Como consecuencia de los ataques del grupo terrorista Hamas el pasado 7 de octubre de 2023 y la consiguiente operación militar a gran escala sobre la Franja de Gaza, el Ministerio de Justicia ordenó parar casi cualquier causa que no fuera considerada urgente.

No obstante, a principios de noviembre de 2023 el Tribunal de Distrito de Jerusalén reanudó el juicio por corrupción contra Netanyahu, señalado en tres causas por delitos como fraude o aceptar sobornos, si bien él siempre ha denunciado que todo forma parte de una persecución política. De hecho, logró volver al poder para un sexto mandato ya con los procesos abiertos a finales de 2022.

En caso de ser declarado culpable con condena firme, Netanyahu debería dimitir, pero mientras dure el juicio podrá mantener el poder. La ley israelí marca que un ministro debe dejar su puesto al ser acusado, pero esto no se aplica a un jefe de Gobierno.

Protestas contra Netanyahu

Por otro lado, miles de israelíes se manifestaron el domingo en todo el país para exigir la convocatoria de elecciones y un acuerdo para la liberación de los rehenes coincidiendo con los nueve meses desde el ataque de las milicias palestinas.

En Jerusalén la protesta tuvo su epicentro frente a la residencia oficial de Netanyahu y también hubo concentraciones frente a los domicilios de diputados y ministros con pancartas que señalaban “Comenzar de nuevo. ¡Elecciones ya!”, “Todos somos rehenes” o “Un acuerdo salvará (a los rehenes) de la muerte”.

“Vamos a seguir con las manifestaciones a cara de perro hasta que el Gobierno del abandono despierte, asuma su responsabilidad y fije una fecha para las elecciones”, advirtió el grupo de ex militares reservistas Hermanos en Armas, crítico con Netanyahu.

Una reciente encuesta de la cadena de televisión Canal 12 subrayó que un 54% de la población israelí considera que la guerra en Gaza se prolonga debido a consideraciones políticas del primer ministro Benjamin Netanyahu. Y, según este sondeo, un 43% aboga por celebrar elecciones cuanto antes frente al 23% que desea que el premier agote su mandato.


COMPARTIR