Una nueva denuncia cae sobre la Rodrigo la “Hiena” Barrios y puede poner en riesgo la libertad asistida de la que goza el ex boxeador. Mayra González, es la ex mujer de la Hiena, con quien tiene una hija, estuvo en el piso de Intrusos y lo denunció por violencia de género. Según contó la joven, la violencia no solo fue verbal, ya que la humilló varias veces, sino que en momentos donde la Hiena estaba borracho o drogado, la violencia fue física.

“Por los golpes que me dio tuve serias lesiones en las piernas y en el pecho”, dijo. Mayra y la Hiena tienen una hija, Tiana, de un año y medio que fue concebida cuando la Hiena estaba preso en Junín. “El me dijo que aborte, yo quedé embarazada en las visitas que le hacía en la cárcel, cuando se enteró me pidió que aborte”, contó. “Me humilló todo el tiempo, me dijo que la nena no era de él, que era de la pareja de mi mamá y me obligó a hacer el ADN que obviamente salió que era de él”, dijo.

La Hiena está gozando del beneficio de la libertad asistida ya que había sido condenado a tres años y siete meses de prisión por el homicidio culposo de la joven embarazada Yamilia González el 24 de enero de 2010. Sin dudas que de seguir adelante la denuncia de Mayra, el Juez podría revocar ese beneficio y pedir la detención de Barrios. "Recibí humillaciones y maltrato. Después de mi embarazo me dijo que tenía que bajar de peso", comentó la joven.

Según su relato, ella ya sabía de los problemas de alcohol y drogas que tenía la Hiena, pero que decidió formar pareja con él pensando que había entendido la lección cuando estuvo en prisión.“Yo pensé que él podía cambiar, me ilusioné, tenía 22 años. Pensé que había aprendido, pero no fue así. Yo lo veía en las visitas en la cárcel distinto, más cariñoso, pensé que era verdad”, dijo. En la intimidad de la pareja, sus días fueron de violencia y vivió, junto a su hija, un infierno. “Un día fumaba marihuana, me golpeó, se fue y me dejó encerrada con la nena en casa. Al otro día volvió y le dije que me iba. Me quiso dar 200 pesos para el taxi, no acepté, pero me dijo que se liberaba. Me dijo que cuando nos íbamos nosotras él escuchaba el silencio”, dijo Mayra.

La situación de la Hiena es complicada ya que según contó el abogado de Mayra, él no puede cometer ningún delito sino vuelve a prisión. "La libertad asistida se debe respetar y si él comete un delito vuelve a la cárcel. El cometió varios delitos, no solo los de violencia de género, sino que amenazó de muerte a Mayra. Además no pasa cuota alimentaria", contó. Y agregó: "Hicimos la denuncia en Quilmes, la fiscalía le puso un móvil policial que debe pasar cada dos horas, lo que se llama guardia dinámica, pero creemos que esto no garantiza que ella esté tranquila y por eso decidimos hacerlo público", aseguró.


COMPARTIR