Una mujer, de 27 años, se hallaba con arresto domiciliario. Pero, no acató las pautas que le habían fijado por lo que la justicia ordenó la detención y el traslado a la unidad penitenciaria.

Había fijado un domicilio en el barrio La Rubita, pero cuando iban a controlar no la hallaban. Agentes del servicio externo de la comisaría 5ta. la atraparon caminando por la zona.

El Juzgado de Ejecución Penal emitió la orden de captura ayer a la mañana y a las pocas horas la detuvieron. El procedimiento se realizó alrededor de las 11.

Los agentes la ubicaron caminando por la avenida Linch Arribálzaga y Toledo. La detuvieron y la llevaron a la unidad a la espera de ser trasladada nuevamente a la Alcaidía de esta ciudad.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry