El insólito hecho ocurrió en la cervecería Baum ubicada en el centro de La Plata. El supuesto cliente le había pedido a los empleados del lugar que lo dejaran pasar al baño. Un rato después tuvieron que llamar a la Policía para que se lo lleven.

Según informaron fuentes policiales, este joven de 18 años pidió permiso para ingresar al baño de la cervecería y como los trabajadores del lugar notaron que tardaba mucho y no volvía fueron a ver si estaba bien de salud. Ahí se encontraron con esta insólita escena que los sorprendió.

Cuando abrieron la puerta lo descubrieron robando parte de la grifería, con las canillas desarmadas. Así fue que llamaron a la policía que rápidamente llegó al bar de diagonal 74  y se llevaron al joven detenido, informan los colegas de 0221.com.ar

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry