Philip Queree, de 37 años, decidió encontrarse con una mujer luego de interactuar en la popular app de citas a ciegas.

Se conocieron por medio de la popular app de citas... pero algo salió mal. Se había graduado hacía poco tiempo de médico, pero la Justicia decidió quitarle la licencia y suspenderlo por cinco años luego de que se comprobara que se extralimitó durante las relaciones sexuales que mantuvo con una mujer que conoció por Tinder.

Se trata de Philip Queree, de 37 años, quien decidió encontrarse con una mujer luego de interactuar en la popular app de citas a ciegas. Vivieron un excelente primer encuentro y decidieron volverse a ver. Pasaron dos días y finalmente acordaron llevar el encuentro a otra instancia más hot.

Una vez juntos y en la intimidad, la mujer le pidió por favor que no tocara sus senos. Pero sin escucharla, Queree los tocó con bastante rudeza, lo que le provocó a la joven —que no fue identificada para preservar su intimidad— unas marcas profundas.

Además que se le quite la licencia, Queree fue condenado a 180 horas de trabajo comunitario y a firmar como integrante del Registro de Agresores Sexuales, lo que fue considerado como una exageración por la defensa del médico graduado.

La jueza Bridget Shaw indicó en su condena: "Estoy segura de que la Señorita X no dio el consentimiento para que Queree le agarrara los senos. Queree sabía esto, pero continuó haciéndolo con fuerza, causándole un considerable dolor a la demandante. Fue un asalto. Queree tocó una parte sexual e íntima de su cuerpo de manera sexual sin su consentimiento. Independientemente de su consentimiento para otra conducta sexual, estoy segura de que el contacto fue en circunstancias de indecencia y, por lo tanto, Queree es culpable de asalto indecente".

Luego del encuentro sexual, la Señorita X se presentó ante una estación de policía de Jersey, en el Reino Unido y realizó la denuncia por ataque sexual contra su circunstancial amante.

El hecho ocurrió el 20 de agosto de 2016 y desde entonces los investigadores de esa ciudad británica estuvieron reuniendo evidencia para condenar la conducta del acusado. Shaw agregó en su sentencia: "Este fue un ataque sexual serio. No es el más grave de los ataques sexuales, pero no es el más bajo de la escala".

El abogado defensor de Queree, David Steenson, señaló que la decisión de la corte arruinó la promisoria carrera de su defendido. "Su vida pasó de ser potencialmente exitosa por ser médico a quedar desempleado", según consignó el diario inglés The Telegraph.

Allegados a Queree señalaron que el hombre quedó en la ruina y que deberá vivir en casa de sus padres por no poder afrontar una renta. También confiaron que eliminó la app Tinder de su smartphone. Para siempre.

Fuente:- Infobae

 

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry