El Concejo municipal aprobó en la sesión de esta semana las ordenanzas Tributaria e Impositiva que regirán para el ejercicio 2018 en la administración local.

La norma fue sancionada por unanimidad, luego de las reuniones desarrolladas en el ámbito del plenario de las comisiones, que incluyeron la visita del secretario de Economía Sebastián Villalonga y la subsecretaria de Recursos Nora Gauna quienes brindaron información a los integrantes de cada una de las comisiones que conforman el plenario, las que sirvieron para analizar y debatir el proyecto que había enviado el Ejecutivo y de esta manera alcanzar el consenso necesario para lograr su aprobación.

Antes de la votación el presidente del Concejo, licenciado Pedro Egea, destacó el trabajo cumplido por cada uno de los ediles “para buscar el consenso necesario a partir del diálogo y lograr una ordenanza superadora para mejorar la iniciativa y de eta manera dotar al Ejecutivo de las herramientas necesarias para contar con las normativas necesarias para garantizar l funcionamiento del estado municipal”.

“El resultado de este trabajo demuestra que cada uno antepuso garantizar las normativas ante cualquier interés sectorial y esto verdaderamente deja en claro la responsabilidad y compromiso de cada uno para cumplir el rol que la ciudadanía nos encomendó”, dijo dirigiéndose a los concejales.

Uno de los temas centrales, estuvo referido al artículo 235 del Capítulo XXIII de la norma legal, referido al carnet de conductor y en ello, los concejales coincidieron en “concordancia con las modificaciones introducidas al proyecto en cuestión” por lo que se acordó adecuar el texto del apartado f a fin de “saldar la norma en la reciente ordenanza 8369 en lo referido al vencimiento de los carnet que operan vencimiento el 31/12de 2017”.

Esto llevó a que la redacción de este punto quede plasmado como “la habilitación anula de todos los registros de conductores cualquiera sea la fecha d otorgamiento, vence el día del natalicio del contribuyente de acuerdo a lo normado por la Ordenanza 8369” pero aclara “suspéndase los efectos de la norma mencionada para el ejercicio 2018, estableciéndose de manera excepcional el vencimiento de la cuota anual de dicho período el día del natalicio del contribuyente del año 2019”.

La impositiva con beneficios para comerciantes

En el mismo sentido, al hablar de la Ordenanza Impositiva, la misma fue aprobada en general y en particular se procedió a la modificación del artículo 6 inciso H del capítulo III para beneficiar al sector del comercio acompañando con medidas que permitan incrementar las ventas a partir de los beneficios para las que se efectúen mediante promociones con tarjetas de crédito, tal lo planteaba un proyecto presentado un par de semanas atrás luego de una reunión con representantes de la Cámara de Comercio, Industria, Producción y Servicios.

De esta manera ese punto quedó redactado de la siguiente manera: “Las calcomanías y demás elementos de identificación que contengan logotipos de tarjetas de crédito, débito u otro medio de pago y cuya superficie no supere los 300 centímetros cuadrados deberán abonar por cada una de ellas y en forma anual la suma de 350 pesos, siendo sin cargo para los de menor dimensión hasta 300 centímetros cúbicos”.

En lo referido al artículo 41 del capítulo XI referido a los montos a abonar por habilitación anual del registro de conductor se acordó que el contribuyente “abonará por el trámite los monos que figuran en la nueva escala teniendo en cuenta la modificación de la Ordenanza 8369 quedando establecido que para la Categoría A el costo será de 120 pesos, B y C 230, D Y e 260 pesos, F 190 pesos y G 260 pesos”.


COMPARTIR