Gran cantidad de trabajadoras municipales y vecinas participaron de una nueva charla sobre prevención del cáncer de mama, parte de la variada agenda que desarrollará Resistencia, a través del programa Tomatelo a Pecho, durante todo octubre por el Mes Rosa.

Un profesional del Insssep contó el plan de prevención que lleva adelante la obra social provincial, con una chequera de consultas y estudios para que las afiliadas puedan acceder a una detección temprana.

El 19 de octubre es el Día Internacional de la Lucha Contra el Cáncer de mama y se planifican acciones de concientización durante todo el mes.

Desde hace 6 años, el programa Tomatelo a Pecho lleva adelante una campaña constante de difusión y concientización sobre la importancia del diagnóstico precoz como principal forma de combatir el cáncer de mama.

Tal como suele suceder, todo el mes de octubre se intensificarán las acciones con charlas, jornadas de baile, actividad física y la Maratón Rosa.

Al respecto, la secretaria de Desarrollo Humano e Identidad de Resistencia, y referente de Tomatelo a Pecho, Laura Balbis, dijo: “Es la primera charla de Tomatelo a Pecho del mes rosa y estamos muy contentos de continuar con este tipo de acciones que estamos realizando desde hace 6 años”.

“Recorremos junto al intendente Gustavo Martínez y al equipo de voluntarias cada punto de la ciudad en plazas, plazoletas, centros comunitarios, escuelas e Iglesias católicas y templos evangélicos; en todos estos lugares siempre estamos hablando sobre el cáncer de mamas, siempre hay distintos profesionales de la salud explicándonos sobre este tema tan delicado y de lo importante que es la detección precoz porque salva vidas”, insistió.

El doctor Delfor Carlos Ceballos, integrante del Insssep, fue el encargado de hablar ante el numeroso auditorio, y señaló que “nadie está exento de este tipo de patologías” y que “la única forma es llegar de manera precoz al diagnóstico”.

“Nosotros, desde el Insssep ofrecemos una chequera que tiene 3 consultas ginecológicas, una orden para mamografías, una para papanicolau y otra para colposcopía; de esta manera buscamos fomentar la detección de lo que sería la patología mamaria maligna”, agregó.


COMPARTIR