El viernes 22 Raúl Barboza llegará al Complejo Cultural Guido Miranda con su espectáculo Universo Chamame. Esta visita se realiza en el marco del mes del Chamamé que se recuerda el 19 de Septiembre por el paso a la eternidad de Mario del Transito Cocomarola. En este ocasión Música sin Etiquetas, con el auspicio del Festival de Chamame de Puerto Tirol, el Instituto de Cultura, la Municipalidad de Resistencia y diversas instituciones locales aunaron esfuerzos para la llegada de Raúl Barboza a Resistencia.
Barboza llegó hace pocos días al país y ya comenzó a recorrer distintos puntos de la geografía argentina. Antes de su llegada a esta tierra advirtió que “siempre y cada vez que voy a un lugar es un motivo para hacer una presentación con mucho cuidado y reserva. En cada oportunidad hablo con mis compañeros, charlamos, preparamos el repertorio, nos escuchamos y tratamos de hacer las cosas previas para estar muy bien a la noche. En algunas ocasiones si se puede dormimos una siesta, tomamos unos mates y ensayamos. El concierto consiste en ejecutar los temas que venimos haciendo en nuestro repertorio con las variantes propias del momento. Si bien el repertorio puede ser el mismo que venimos haciendo en distintos escenarios yo soy un músico improvisador y no me atengo a una estructura o regla. Si nos trasladáramos al futbol yo soy como aquel que juega de líbero, yo siempre le doy colores distintos a la misma melodía y eso hace que cada presentación sea distinta la una de la otra”, expresa.
“La música de los grandes referentes chamameceros quedó grabado y eso es inamovible. Pero las nuevas generaciones deben saber que Isaco Abitbol jamás toco igual la Calandria, siempre tocaba diferente.  Debemos ser contemporáneos de nuestro tiempo”, advierte.
A lo largo de sus casi 70 años como músico Barboza fue tejiendo melodías como Cherógape, Tren Expreso, Chamame para mi tristeza, Al compás de tu sueño, Chamame baile, Noches de canto y fogón, Los saltos del Guayra, entre otros.
Para este espectáculo titulado Universo Chamame con su cuarteto y el violinista Ramiro Gallo como invitado especial ya se pueden adquirir las entradas en la boletería del Guido Miranda, Colon 164, Teléfono 0362 4425442.
“Isaco era un improvisador. Isaco no era un paisano correntino, el era áraba y por lo tanto los intervalos que el usaba son intervalos de quinta, cuarta, quinta aumentada, novena aumentada, lejos por ejemplo de las forma musical de Cocomarola. Montiel por ejemplo era correntino de pura cepa pero estaba en la costa del río Uruguay en límite con Brasil. En la época que Montiel era chico escuchaba más radio brasilera que argentina y así también se formó. Hay muchas cosas para saber del chamame”, desliza y vuelve a insistir con la libertad musical.
“A mí me gusta mucho la naturaleza.  Por ejemplo, yo nunca vi que un pájaro haga el mismo recorrido, siempre hace caminos distintos. Entonces yo imito al pájaro y hago caminos diferentes. Volviendo a Isaco. Isaco creo una melodía y fue escrita, grabada y hoy los chicos escuchan la grabación y comenten el error de querer imitar eso y hacer hasta la última nota que hizo Isaco. Pero insisto con esto, Isaco nunca tocó igual y eso es lo importante”, explica.
Barboza a su repertorio propio ha sumado en cada oportunidad clásicos del chamame como La Calandria, Merceditas, La Cau, entre otros. “Cuando hago una de estas melodías estoy conversando, converso con la música y en cada oportunidad esa conversación es diferente. Los grandes maestros de música eran improvisadores y ese es el camino. Soy un improvisador y le doy un color diferente en ejecución”, concluye.
Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry