Cientos de manifestantes marcharon este domingo por el centro de Bruselas para protestar contra un nuevo endurecimiento de restricciones decretado por el Gobierno de Bélgica para afrontar el reciente avance del coronavirus.

Las marchas fueron convocadas luego de medidas comunicadas el viernes pasado, la tercera semana seguida que se ajustan las reglas debido a una saturación hospitalaria que ha dejado sin tratamiento a personas con otras enfermedades, incluyendo cáncer.

Ese día, el primer ministro Alexander De Croo anunció que los jardines de infantes y las escuelas primarias cerrarán por las fiestas una semana antes, y que ahora todos los chicos mayores de seis años tiene que usar tapabocas en lugares públicos.

Los eventos en lugares cerrados deberán tener una asistencia máxima de 200 personas.

Al grito de "Libertad, libertad!" y con pancartas que decías "Unidos por la libertad, los derechos y nuestros hijos", los manifestantes marcharon hacia la sede de la Unión Europea (UE), informó la agencia de noticias Europa Press.

Algunos de ellos mostraban en alto carteles con críticas a las vacunas y expresiones contrarias a hacer obligatoria la vacunación contra el coronavirus.

En semanas anteriores, el Gobierno cerró gimnasios y ordenó que los bares y los restaurantes podrán estar abiertos solo hasta las 23 por tres semanas.

Las cifras en Bélgica

Según las últimas cifras del coronavirus, la nación de 11 millones de habitantes parecer haber llegado a una meseta.

Autoridades informaron un promedio semanal de 17.862 casos, un aumento de un 6% respecto a la semana previa.

Más de 3.700 personas están internadas en hospitales con Covid-19, 821 de ellas en salas de terapia intensiva.

Bélgica acumula más de 27.000 muertes por el virus desde el comienzo de su brote, a principios del año pasado.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry