En Fontana, una joven de 24 años, dio a luz a su niña con ayuda de los uniformados y por fortuna, ambas gozan de buena salud.

El episodio ocurrió ayer en la mañana, en el Asentamiento Fuerte Esperanza de la ciudad cordial. Los agentes de la Comisaría Segunda de dicha localidad, gracias a la formación obtenida en la Escuela de Policía, pudieron ayudar a una mujer a dar a luz a su bebé mientras llegaba la asistencia médica.

Los efectivos llevaban a cabo sus recorridas de prevención, cuando fueron informados que en dicho asentamiento solicitaban presencia policial. Por lo que se dirigieron al lugar.

Al llegar al domicilio indicado, se encontraron con una mujer a punto de dar a luz, por ello los efectivos solicitaron la presencia de personal médico para asistirla. Pero, ante la demora de la ambulancia, con sus conocimientos adquiridos en distintas situaciones ayudaron en el trabajo de parto y lograron el nacimiento del bebé sin complicaciones.

A los pocos minutos de cortar el cordón umbilical arribaron los médicos al lugar, y trasladaron al Hospital Perrando a la madre y su beba, quienes gozan de buen estado de salud.


COMPARTIR