Una mujer de 54 años protagonizó en la siesta de este sábado un tremendo accidente de tránsito a bordo del vehículo que manejaba sobre la ruta nacional 95. Sin embargo, luego del vuelco de la unidad, la ocupante no sufrió lesiones de gravedad.

Este hecho ocurrió cerca de las 13:30, en el kilómetro 1115 de la mencionada ruta, cuando la conductora de un Peugeot Patagonia gris, que resultó ser una monja identificada como U.B.L., circulaba por ese sector y repentinamente perdió el control del rodado, lo que generó el posterior vuelco que ocasionó daños materiales en la carrocería.

Cuando la ciudadana fue asistida por efectivos policiales, la persona religiosa manifestó que se durmió mientras manejaba por la Ruta 95, esclareciendo así las razones del episodio que, afortunadamente, no derivó en una tragedia.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry