Ante la denuncia de faltantes de dosis por parte de los jefes del Programa Ampliado de Inmunización (PAI), esta semana se conoció que el Gobierno Nacional decidió “readecuar” el calendario de vacunación y suspender la aplicación de la vacuna contra la meningitis a los niños de 11 años.

La diputada nacional por el Chaco Lucila Masin señaló que “El gobierno de Macri ha decidido desfinanciar la salud, poniendo en peligro la vida de miles de niños y niñas”.

La legisladora del FPV indicó que “desde principios del 2016 vemos esta constante de desfinanciamiento en áreas claves de la salud. El problema [de faltante de dosis para vacunación] ya se viene advirtiendo desde fines del año pasado por parte de los referentes de salud de casi todas las jurisdicciones, quienes denunciaban dificultades para cumplir con el calendario nacional de vacunación”.

En contraposición a las ultima medidas tomadas por el Gobierno Nacional, la diputada expuso que “durante doce años (entre 2003 y 2015) se sostuvo una clara política de reducir la mortalidad infantil, impulsando medidas que promovieran la salud y la prevención de enfermedades desde la infancia”. Además puntualizó en que “la Asignación Universal y el Programa Qunita poseían esas finalidades, sin olvidarnos de la actualización continua del Calendario Nacional de Vacunación (CNV), llegando a las 16 vacunas obligatorias en 2015”.

Una de las últimas incorporaciones al CNV fue la vacuna antimeningococo (previene la meningitis y sepsis por meningococo), siendo Argentina el primer país de América Latina en incorporar esta vacuna en forma gratuita y obligatoria. En el sector privado dicha vacuna cuesta arriba de $3000 por dosis, una cifra a la que muchas familias no podrían acceder.

“Desde el gobierno de Mauricio Macri claramente existe la voluntad política de restringir y eliminar derechos. Los mismos que en campaña decían que “nadie les iba a sacar lo que tenían”, que prometieron mantener todos los derechos conquistados, hoy desfinancian la Salud Pública y una política tan esencial como la de inmunizaciones, afectando a los niños y niñas más desfavorecidos de nuestra sociedad”, manifestó la legisladora nacional.

Masin sentenció “estamos ante una verdadera estafa electoral que afecta en la salud de nuestras hijas e hijos”.


COMPARTIR