Marcela Gómez batió el récord nacional y clasificó a Tokio 2020

211

Marcela Cristina Gómez hizo historia ayer en el Maratón de Sevilla, donde terminó en el 10° puesto. Con una marca de 2 horas, 28 minutos y 58 segundos batió el récord nacional que estaba en poder de Griselda González con 2 horas 30 minutos y 32 segundos desde 1997.

La marca de Marcela Gómez que pulverizó el récord anterior se ubica entre las tres mejores del historial sudamericano. Y le da el pasaje olímpico para los Juegos de Tokio.

Gómez batió los récords nacionales de 25 y 30 kilómetros, a su paso por esas distancias con 1h28m48s y 1h45m55s respectivamente.

Nacida el 19 de febrero de 1984 en Chaco y radicada desde fines de 2007 en Maringá, Brasil, la nueva dueña del récord nacional comenzó a entrenar intensivamente hacia 2011 y mostró sus progresos en distancias de 10 kilómetros a medio maratón.

Su debut como maratonista se concretó hace dos años en Rio de Janeiro, donde ocupó el 5° puesto con 2h47m52s. Fue convocada para la Selección Argentina que participó en el Campeonato Sudamericano, el 23 de septiembre de ese 2018 en el marco del Maratón Internacional de Buenos Aires. Y allí, con 2h42m38s, logró el 5° lugar del Sudamericano y el 9° de la general.

En agosto del 2019 fue la mejor argentina en el 21k de Buenos Aires con un registro personal para esa distancia de 1h14m25s. Y esa actuación constituyó la antesala de su nuevo progreso en maratón: 2h34m52s en Buenos Aires, el 22 de septiembre, cuando se consagró subcampeona nacional y sudamericana -detrás de Daiana Ocampo-y sexta de la clasificación general del Maratón Internacional.

En las últimas semanas estuvo entrenando en el centro de alto rendimiento de Paipa, Colombia, en altitud, que dirige el recordado fondista Jacinto López y donde también se prepararon otros de los maratonistas que brillaron hoy en Sevilla como la peruana Gladys Tejeda y el uruguayo Nicolás Cuestas.

Miguel Angel Bárzola, quien había cumplido su mejor actuación el año pasado, también largó hoy y llegó a cruzar en 1h05m26 a la mitad del recorrido, pasando los 25 km en 1h18m40s. Pero luego abandonó. Entre los hombres, el argentino que arribó a la meta fue Diego Elizondo, quien ocupó el 66° puesto con 2 horas y 24 minutos.

Esta 36a. edición del Maratón de Sevilla convocó a 13.700 corredores (4.200 extranjeros) y tuvo como punto de salida y llegada el Paseo de las Delicias. Atravesó los sitios emblemáticos de la ciudad andaluza, como la Torre del Oro, y recibió la categoría de «Gold Label» en el calendario de maratones de la World Athletics.

El nivel técnico fue excepcional, se batieron los récords tanto en hombres como en damas y varios atletas consiguieron la mínima olímpica para Tokio 2020. Hubo 19 hombres por debajo de 2h10 y 12 mujeres que corrieron en menos de 2h30.

La prueba masculina fue ganada por el etíope Mekuan Ayenew Gebre en 2h04m46s, pulverizando el récord del circuito anterior que su compatriota Tsedt Ayana había fijado en 2h06m36s el año pasado. En el segundo puesto, y también por debajo de aquel récord, llegó el keniata Barnabas Kiptum -vencedor del Maratón de Buenos Aires 2017 y subcampeón 2018- quien marcó un registro personal de 2h05m05s, quedando tercero otro etíope, Regasa Bejiga con 2h06m24s.

También en damas las tres primeras estuvieron por debajo del récord del circuito (2h24m29s de la etíope Gutemi Sitone el año pasado). Se impuso Juliet Chekwel, una debutante de Uganda, el país que se empieza a notar con fuerzas en las pruebas de larga distancia y marcó 2h23m13s, seguida por las etíopes Gada Bontu (2h23m39s) y Sifan Melaku (2h23m49s).

Fuente: CLARÍN 

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry