Un documento firmado por el presidente de la Asociación de Magistrados y Funcionarios Judiciales, Gustavo Serrano, y por la secretaria General de la entidad, Susana Fernández, hace hincapié en la “reivindicación de la integridad, objetividad e imparcialidad de los funcionarios a cargo de la investigación, así como de su independencia, ante la influencia de publicaciones tendenciosas que deterioran el fortalecimiento de las Instituciones democráticas”.

El comunicado oficial indica:

“Ante ciertas publicaciones en los medios y redes de comunicación social que publicitan las noticias relacionadas con la investigación que el Equipo Fiscal de la Procuración General del STJ, integrado por Dres. Graciela Griffith Barreto, Nélida Villalba y Lucio Otero, lleva adelante y en la cual se investigan hechos relacionados con la supuesta actuación de ex- funcionarios públicos y otros ciudadanos, poniendo un manto de duda respecto de la imparcialidad e independencia de criterio de la magistratura en función de intereses extraños a los que motivan su actuación cuyo deber es contribuir -por manda constitucional como poder gubernamental separado e independiente-, de manera importante a estabilizar el equilibrio de fuerzas entre los poderes del Estado y simultáneamente contribuir con su actuación a fortalecer la confianza ciudadana en su integridad; la Asociación de Magistrados y Funcionarios Judiciales de esta provincia, se ve en la obligación ética y republicana de manifestarse públicamente con particular hincapié en la reivindicación de la integridad, objetividad e imparcialidad de los funcionarios a cargo de la investigación, así como de su independencia ante la influencia de publicaciones tendenciosas que deterioran el fortalecimiento de las Instituciones democráticas y de la autoridad de la judicatura. Como toda actividad judicial, sus decisiones quedan documentadas en los registros pertinentes, sujeto al control de partes y el comportamiento e idoneidad de los funcionarios al contralor público ejercido por los órganos competentes. Asimismo se pretende relacionar la situación salarial de Magistrados y Funcionarios con las contingencias procesales que pudieren presentarse legalmente en los respectivos procesos, con un criterio de "todo vale y nada es honesto". Ante todo ello, consideramos importante llamar a la reflexión para que con responsabilidad ciudadana se informe objetivamente, desactivando esos ataques que atribuyen la influencia de presiones externas que no aportan - en un contexto de contienda política-social y económica-, a la definición de un  perfil institucional que construya República-, lo que es  responsabilidad de todos los operadores públicos. Finalmente, reafirmamos que no se logrará la pretensión de dividir y enfrentar entre sí a los integrantes de los cuadros judiciales; puesto que todos quienes nos desempeñamos en el Poder Judicial: Magistrados, Funcionarios y Empleados, compartimos el empeño -sin claudicaciones- de lograr la equiparación salarial con la Justicia Federal, lucha que nos une e identifica”, finaliza.