Analizan interrumpir los partidos en el marco de una acto discriminatorio por parte de las hinchadas.
Analizan interrumpir los partidos en el marco de una acto discriminatorio por parte de las hinchadas.

Los últimos fines de semana se volvió algo común escuchar a miles de hinchas insultar al presidente Mauricio Macri en las canchas del fútbol argentino. Durante un partido en la cancha de River, el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, se debió retirar del Monumental. Este último domingo volvió a ocurrir en las canchas de Independiente, Chacarita y Huracán.

Ante esta situación, el titular del Sindicato Argentino de Árbitros (SADRA), Guillermo Marconi, adelantó que analizan “suspender los partidos" cuando los hinchas insulten al Presidente. Así lo señaló en diálogo con Clarín. "Lo estamos analizando. Estamos viendo la cuestión legal. Si se encuadra dentro de un acto de discriminación", explicó.

Hasta ahora, los árbitros han llegado a parar un partido cuando hay cánticos discriminatorios por parte de alguna hinchada. Incluso, en 2012, el Tribunal de Disciplina le quitó un punto a Chacarita por cantos antisemitas en un partido con Atlanta.

Fuente: Tiempo Argentino