Si el perro es el mejor amigo del ser humano, es entendible que su eventual fallecimiento se viva como una tragedia personal; más aún si la muerte no ocurrió por causas naturales. Es lo que le ocurrió a una joven, Solange Xoana, cuya mascota apodada "Gucci" apareció sin vida en condiciones poco claras después de que la dejara en una peluquería canina de la localidad bonaerense de Ramos Mejía.

Según denuncio la chica en un posteo de Facebook, dejó al can en el local para que lo bañaran, pero a los encargados del negocio se les escapó, por lo que se vio obligada a difundir su búsqueda. Después de que se difundiera el pedido solidario, un trabajador ferroviario llamó a Solange y le comunicó que encontró un can en las vías del Ferrocarril Sarmiento. Los empleados de la peluquería acudieron a reconocerlo y comprobaron que era Gucci.




"Fueron ellos a reconocerlo y fueron ellos que lo llevaron a la comisaría para entregármelo en una bolsa de basura afuera de la comisaría", narró. “Apenas vi su pelo, entré en crisis, era él”, contó Solange. “No tengo dudas de cómo fue su muerte. Hubo muchos testigos que lo vieron a Gucci salir corriendo y más testigos que dicen haber visto al chico de la moto, que todavía nadie sabe quién es, corriéndolo por la vía y dejándosela a un hombre que después se comunicó conmigo contándome lo sucedido”, agregó.

En el mensaje que difundió en Facebook, en el que publicó también fotos y videos del perro, la joven anticipó que denunciará a la peluquería en cuestión, que todavía no se expresó en público sobre lo ocurrido.

"Me dijeron de hacer una marcha pacífica en el local para que ésto no vuelva a pasar, yo no me puedo involucrar ya que podría perjudicar el proceso legal que estoy comenzando. Pero me parece muy buena idea para cuidar a nuestro hijos del alma, para que no halla nunca más otra víctima tan inocente como lo era mi Guccimu", agregó Solange.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry