Un padre de familia de 60 años falleció aplastado por un árbol que se precipitó en su casa como consecuencia de la tormenta que desató durante la madrugada en Tolosa, La Plata, mientras que un menor de edad que vivía con él falleció luego de ser atendido en el hospital.

Miguel Ángel González estaba acostado sobre su cama cuando el pesado tronco rompió el techo de chapa de su precaria vivienda y parte de la pared para luego caer sobre él.

Tras el fuerte impacto su mujer, dos hijos y un pequeño nieto pudieron escapar del lugar, pero no así González, quien falleció en el acto.