Nicolás Gabriel Leiva vivía con su madre y su hermana, en el barrio Villa Luisa de Resistencia. El 4 de agosto de 2017, alrededor de las 17:30, salió de su casa para visitar a unos amigos y nunca más se tuvieron noticias sobre él. A pesar de las distintas medidas adoptadas en el marco de la investigación, hasta ahora es poco lo que se ha podido avanzar para dar con su paradero.

Su madre, Norma Sánchez, quién ya había denunciado el hostigamiento policial contra su hijo, cuestionó el moroso accionar judicial durante las primeras horas de la desaparición, y también apuntó contra el gobierno provincial, a quién responsabiliza por no comprometerse en su búsqueda.

Según publicó el medio Chaco Día por Día, en la causa penal se aguarda el resultado de una pericia de ADN a un cuerpo hallado hace alrededor de dos meses y también se analiza la posible presentación de una acción de habeas corpus, a través de la querellante particular Lorena Padován, que representa a la familia de Nicolás Leiva.

“Para mí no se hizo el trabajo como se tenía que hacer desde el principio”, sostiene la madre de Leiva. Y recuerda que la denuncia se radicó formalmente el 7 de agosto del año pasado y la fiscal de investigación Nº 9, Graciela Meiriño, recién se hizo cargo del expediente el 18 de septiembre, más de un mes después.

Puntualmente, Norma criticó en el citado medio que no se efectuaron a tiempo los rastrillajes en las lagunas de su barrio ni las pericias a las camionetas policiales –fue recién en enero de 2018- que, según sospecha, podrían haber intervenido en la desaparición de Nicolás, quién habría sido perseguido por personal de la Comisaría Décima por el presunto robo de una moto. “Se perdió una persona, no un perro o una cartera, no puede ser que esperaron tanto; soy yo la que salgo, pido respuesta. Sigo y no voy a descansar. Se cumple un año sin Nico y es muy triste para una mamá. El dolor que una mamá tiene, sólo sabe una mamá”, asegura.

A pesar de que el Ejecutivo provincial ofreció una recompensa de 200 mil pesos a quien acercase datos, Norma asegura que “el gobierno nunca se ocupó de Nicolás”. “Dijeron que se pegó foto: mentiras; en comisarías no hay fotos, en Resistencia no tenemos fotos de Nicolás. ¿Quién sabe que se perdió Nicolás?”, reclama.

A su vez, refiere que, de acuerdo a los datos recabados hasta el momento, su hijo no habría abandonado la provincia. “El gobierno se tenía que mover desde el principio. Buscar como hacen en otros lugares, que se busca profundamente”, recalca. “¿Qué pasó con Nicolás? ¿Dónde está? Y que me devuelvan a mi hijo”, exige.

Por su parte, el diputado provincial por el PRO Cambiemos, Luis Obeid, recalcó que “Nicolás Leiva no vuelve a su casa desde hace un año y las autoridades, la Justicia, el Estado todavía no dieron respuestas. No nos rendimos, seguimos trabajando para que aparezca”. En ese contexto, el legislador comentó, además, que en las últimas horas funcionarios de Derechos Humanos de la Nación lo contactaron por el caso de este joven de Resistencia que hace un año no vuelve a su casa. “Es lo que venimos haciendo, es la gestión que venimos humildemente realizando con mi equipo. Ahora vamos a dar un salto Buenos Aires para seguir buscándolo”, concluyó Obeid.

La presidenta de la Comisión de Derechos Humanos de la Legislatura chaqueña, Gladis Cristaldo, recibió el viernes, junto a su par Claudia González, a Norma Sánchez y a la hermana de Nicolás. Tras el encuentro, advirtió que “es una situación que preocupa mucho, porque Nicolás desaparece en un contexto en el que estaba sufriendo apremios, y esto es real, ya que se han hecho denuncias ante la justicia, con su defensora oficial Lorena Padovan, porque estaba siendo víctima de apremios por parte de personal de la Policía de la Comisaría 10º, también sabemos que Nicolás desaparece, mientras que la misma comisaría lo  buscaba por el robo de una moto”.

A su vez remarcó: “hoy esta misma Policía, que estaba persiguiendo y que estaba violentando los derechos de Nicolás, es la encargada de buscarlo, lo cual nos parece sumamente peligroso para las instituciones democráticas”.

Finalmente señaló: “Pedimos a la justicia que tome este caso con la seriedad que  se debe, necesitamos saber dónde está y para esto necesitamos que la justicia actúe como debe actuar brindando las garantías de una investigación eficaz para saber qué pasó con este joven. Desde la comisión de Derechos Humanos acompañamos el reclamo de sus familiares, de sus amigos, y vamos a pedir una audiencia al gobernador, para que también tome intervención en este caso, nosotros vamos a intensificar una campaña para la búsqueda de Nicolás”.

La causa

Desde el Comité de Prevención de la Tortura recordaron que, tres días después de la desaparición de Nicolás, tomaron conocimiento del hecho a través de la propia madre del joven y que a partir de ese momento se realizaron diversas recomendaciones formales sobre Protocolos Internacionales de Búsqueda de Personas, sobre los Derechos de las Víctimas frente a los delitos y sobre las víctimas de las violencias institucionales.

El organismo también detalló las acciones que se llevaron adelante en el marco de la investigación, como la activación de Protocolos de Búsqueda de Personas, rastrillajes con perros, drones, efectivos de la policía rural, bomberos y equipos de rescate pluvial, se ofrecieron recompensas, recorrieron hospitales, se recolectaron testimonios y pasaron testigos. Sin embargo, recalcan, que “la familia persiste con la sospecha de la participación de alguna fuerza de seguridad del Estado en el hecho”.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry