El Gobierno japonés solicitó a las compañías aéreas que no acepten nuevas reservas de pasajes para ingresar al país durante un mes, debido a la preocupación por la variante Ómicron del coronavirus, informó este miércoles el Ministerio de Transportes.

La decisión se anunció luego de que Japón confirmara este miércoles un segundo caso de esta variante en un pasajero procedente de Perú, país que oficialmente no ha registrado ningún caso de ómicron hasta la fecha.

"Hemos pedido a las aerolíneas que dejen de aceptar las reservas para nuevos vuelos de ingreso durante un mes a partir del 1 de diciembre", dijo el Ministerio de Transportes, informó la agencia de noticias AFP.

La cartera agregó que las reservas existentes no se verán afectadas.

Japón, la tercera economía del mundo, ya había endurecido sus severas medidas fronterizas, prohibiendo la entrada de todos aquellos que no fueran ciudadanos japoneses desde 10 países del sur de África.

También endureció las medidas de cuarentena para los japoneses y los residentes extranjeros procedentes de otras decenas de países y territorios debido a la aparición de Ómicron.

El primer caso

Las autoridades anunciaron el martes la detección de un primer caso en un pasajero llegado de Namibia, antes de informar este miércoles de un segundo en un viajero procedente de Perú.

El pasajero, un hombre de unos 20 años cuya nacionalidad no fue precisada, llegó el 27 de noviembre al aeropuerto tokiota de Narita procedente de Perú y actualmente se encuentra aislado en una instalación médica, indicó el Gobierno.

Fronteras

Las fronteras de Japón han estado virtualmente cerradas durante gran parte de la pandemia e incluso en 2020 se prohibió la entrada de residentes.

Estas medidas fronterizas han sido parte crucial de la estrategia anticovid nipona, que no ha implicado confinamientos tan estrictos como en otras partes del mundo.

Los números del coronavirus

Tras un fuerte repunte de casos en el verano boreal, Japón registra pocas infecciones a nivel nacional y acumula 18.360 fallecidos durante toda la pandemia.

Un 77% de la población de Japón está vacunada, y este miércoles se empezaron a administrar dosis de refuerzo a quienes habían recibido la segunda dosis hace al menos ocho meses.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry