Inglaterra: lo condenaron por apuñalar a su esposa luego de pedirle que se vendara los ojos

63

Un hombre fue declarado culpable y condenado en un juicio por haber intentado asesinar a su propia esposa. Antes de cometer el hecho, este británico de 34 años le pidió a su mujer que se vendara los ojos con una toalla porque quería “darle una sorpresa”.

El intento de femicidio ocurrió en octubre de 2018 y a principios de septiembre de este año, se conoció la decisión de la justicia.  Shaun May, de 34 años, estaba decidido a deshacerse de su pareja y planeó un macabro plan.

Le pidió que se vendara los ojos y que contara hasta 10. Antes de que ella pueda terminar la cuenta, el hombre le dio dos puñaladas: una en el cuello y otra en el hombro, según consignó el medio The Sun.

Al dejarla herida, la llevó a un hospital y allí le expresó a los médicos que su esposa se había caído sobre un cuchillo. Los profesionales de la salud sospecharon de esta versión desde el primer momento y dieron aviso a la Policía.

Las cuchilladas que recibió la víctima no alcanzaron ningún vaso sanguíneo vital por lo que se pudo recuperar. May por su parte, fue detenido acusado por intento de asesinato. Antes de ser aprehendido por las autoridades, amenazó con quitarse la vida. El hecho se produjo en octubre de 2018 cuando la pareja regresaba de vacacionar en Corea y la sentencia del juicio en contra del hombre, apenas días atrás.

En los tribunales, la víctima relató que su marido -con quien llevaba 14 meses de casada- le expresó que tenía un regalo para ella y le preguntó si le gustaría recibirlo. “Dije que sí y él me dijo que cerrara los ojos, lo cual hice.  Me que me recostara sobre mi espalda, lo cual hice y colocó algo sobre mis ojos. Pensé que era un paño de cocina”, detalló.

“Le dije ‘mejor que sea un cachorro’ porque habíamos hablado de tener un perro. Pero él dijo ‘no, no es un cachorro. Entonces todo quedó en silencio y de repente sentí una presión sobre mi hombro. Pensé que me habían arrojado un animal, algo me estaba arañando”, completó en su relato. Al quitarse la venda de los ojos y darse cuenta de lo que ocurría, vio que su marido sostenía dos cuchillos y que con uno de ellos intentó suicidarse.

Aparentemente, el día anterior lo habían despedido de su trabajo y no podía hacer frente al pago de la hipoteca que tenían y por ello habría decidido matar a su mujer y luego quitarse la vida. Cuando estuvo en el hospital además, la víctima contó que se puso a llorar cuando una enfermera le contó que habían llamado a la Policía luego de que corroboraran que su marido había intentado matarla.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry