Incendio en un hospital de Río de Janeiro: al menos 10 muertos y una evacuación caótica

63

Al menos diez personas murieron anoche en el incendio de un hospital de Río de Janeiro, en una nueva tragedia que golpea el corazón de la ciudad carioca y que despertó dudas por su origen y críticas al operativo de evacuación.

El siniestro, provocado al parecer por un cortocircuito, se declaró ayer al anochecer, y más de un centenar de pacientes fueron evacuados del hospital Badim, situado en el norte de la ciudad, en medio de escenas de caos.

El alcalde de la ciudad, Marcelo Crivella, dijo, sin ninguna precisión, que se investigarán posibles actos de “sabotaje”.

“Al menos diez personas fallecieron”, indicó el Cuerpo de Bomberos de Rio de Janeiro (CBMERJ), sin precisar si las víctimas eran pacientes o trabajadores del centro médico privado ubicado en el barrio de Tijuca.

“Cerca de 90 pacientes tuvieron que ser transferidos para otras unidades médicas”, agregó el comunicado.

Según informaciones preliminares del hospital, el fuego se inició a raíz de ” un cortocircuito en el generador” de uno de los edificios del complejo médico y “el humo se propagó a todos los pisos del edificio antiguo”. Las llamas fueron controladas después de las 20, con un parte inicial de una persona fallecida.

Evacuación

Una densa columna de humo negro se alzó por un costado de uno de los edificios del hospital, en tanto que enfermeras, médicos y voluntarios corrían para sacar del lugar a los pacientes.

Según se vio en imágenes difundidas en la televisión, el personal del centro médico sacó con barbijos a pacientes de sus camas a medida que el humo invadía los pasillos del hospital. La televisión mostró a médicos atendiendo a enfermos sentados en sillas de ruedas en las calles, un operativo que fue criticado por especialistas, según los medios locales.

Entre los rescatados había personas mayores o que se encontraban en cuidados intensivos.

Decenas de familiares de los pacientes se concentraron en el lugar y algunos ingresaron al centro médico para intentar salvarlos.

“Saqué a mi madre del cuarto en el que estaba y cuando llegamos a la escalera de emergencia había muchas personas corriendo”, declaró al portal de noticias UOL el abogado Carlos Oterelo, cuya madre de 93 años estaba internada con neumonía.

Según los bomberos, el hospital tenía los certificados de seguridad expedidos por el propio cuerpo.

¿Sabotaje?

Durante una visita al hospital, el alcalde de Rio, Marcelo Crivella, confirmó hoy que el hospital Badim “tenía todos los equipos” necesarios y que las “investigaciones determinarán si hubo o no responsables“.

“Es necesario ver si no hubo sabotajes; es algo que tiene que ser investigada. ¿Un motor que genera energía se incendia? El fuego viene de la imprudencia de alguien que enciende llamas en un lugar que después no consigue controlar, o de algún cortocircuito eléctrico”, afirmó Crivella, citado por el diario Extra.

La dirección del hospital Badim indicó que “los familiares de los pacientes y trabajadores involucrados” en el incendio “recibieron atención del comité de apoyo del hospital, inclusive de una asistente social”.

Antecedentes

Este es el tercer incendio de proporciones en la “cidade maravilhosa” en el último año. El 8 de febrero pasado el centro de entrenamiento del Flamengo, a unos 50 km del centro de Río, se incendió a causa de un corto circuito, y causó la muerte a diez adolescentes.

En septiembre de 2018, el Museo Nacional de Rio de Janeiro, el mayor museo de historia natural de América Latina, fue arrasado por las llamas, destruyendo colecciones inestimables de palenteología.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry