Todo ocurrió cerca de las 18.30, cuando los agentes de la División Drogas Villa Angela, realizaban control de rutina en la Ruta N° 95 kilómetro N° 1042, a la altura de San Bernardo.

Los efectivos detuvieron la marcha de un rodado marca Iveco, el cual era conducido por un hombre de 39 años, quien informó que era procedente de la provincia de Corrientes y se dirigía a Villa Ángela. En ese momento el canino detector de estupefacientes notó anomalías en la carga del transporte.

Seguidamente, el personal idóneo junto al can llamado “Lissa” registraron el camión, hasta que en un momento el animal se colocó debajo del mismo en la parte media y comenzó a ofuscarse y realizar ademanes, señal de que habría presumiblemente estupefacientes.

Ante esta situación la comisión policial puso en conocimiento al Magistrado Federal interviniente, quien dispuso que el vehículo sea trasladado al predio del Autódromo en esa localidad.

Rápidamente y una vez con el vehículo allí, los empleados comenzaron a descargar arena y debajo de ella encontraron 28 bultos, que en total todos tenían en su interior 718 panes rectangulares, los cuales fueron sometidos a pruebas de campo y pesaje que arrojaron positivo para marihuana, con un peso total de 495 kilogramos.

Finalmente, el fiscal en turno dispuso que se notifique de su aprehensión al hombre de 39 años en una causa por Infracción a la Ley N° 23.737 de Estupefacientes, como también al secuestro de la droga, de dos teléfonos celulares y $3950.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry