María Sol Guillot publicó un video que duró 11 segundos, los suficientes para que el contenido sea replicado y difundido en todas las redes sociales. En las imágenes, se la distingue gritando frente a un stand de campaña de María Eugenia Vidal en la Ciudad de Buenos Aires.

La joven saltó en el lugar, mirando a cámara, y expresó eufóricamente: “¡Qué asco! Aguante Cristina (Kirchner), Néstor (Kirchner) y el pueblo. Te odio, PRO”.

La repercusión fue total y las consecuencias que le ocasionaron resultaron poco felices: fue ella quien reveló que la dueña del departamento en el que iba a vivir vio el video y decidió dar de baja el contrato.

Guillot es estudiante de Sociología en la Universidad de Buenos Aires (Foto: @filmbysolci).

“¡Busco con urgencia! Hola, bueno seguro me vieron puteando en un stand del PRO. Ese video se viralizó, yo me iba a mudar mañana.

Al parecer el video llegó a la persona que le aboné este mes de alquiler y me canceló. No tengo donde vivir en CABA, estoy hasta las pelotas. Puedo pagar hasta $15.000. Soy vegana, mega tranca, estudio Sociología y soy fotógrafa”, relató.

El posteo lo hizo en un grupo de Facebook privado llamado “Mi casa es tu casa feminista”TN.com.ar constató que la búsqueda es real y que comenzó a pedirle a sus amigos y conocidos más cercanos la posibilidad de vivir junto a ellos.

“Está muy triste, le cancelaron todo. La insultaron mucho en las redes”, indicaron. Este medio intentó dialogar con la joven, que sin embargo prefirió no hacer declaraciones.

En su cuenta de Instagram, luego de que se viralizaran las imágenes, compartió una historia en la que criticó a quienes la estaban insultando por lo sucedido:

“Este es el claro ejemplo del cis-tema (sic) patriarcal en el que vivimos. Este video se hizo viral porque soy mujer, porque como mujer no puedo hacer el ridículo, porque las mujeres no podemos bardear y ser tan sueltas en la calle”.

Luego continuó: “Ser varón cis heterosexual y putear, denigrar, cagarse a piñas en la calle, cantar canciones de cancha súper violentas, está aprobado. Pero viene una piba regia que no le importa el qué dirán y ahí están los machitos, aprovechando para demostrar su misoginia”.


COMPARTIR