La diputada de Cambiemos Aída Ayala habló con Radio Sudamericana sobre el fallo de la Cámara Federal de Casación Penal que la salvó de la prisión preventiva.

“Se resolvió nada más que la libertad y aún queda un largo camino aún que lo quería hacer en libertad.  Yo soy inocente y sé que esto va a terminar de esta manera”.

Ayala se encuentra procesada por la presunta comisión de varios delitos relacionados con la concesión del servicio de recolección de basura cuando era intendenta de Resistencia.

“A mí me han arruinado la vida, no estoy acostumbrada a estas cosas. Trabajé, fui 12 años intendente, auditaba a todos los organismos de contralor del Estado y nunca imaginé que podría existir una denuncia así”. “Está comprobado que todo lo que gasto es lo que gano”.

Ayala sostuvo que en el proceso de investigación auditaron a ella y a toda su familia, proceso que entiende “injusto” y recalcó “la libertad me fortalece para seguir a derecho y aportando todo lo que se necesita para demostrar mi inocencia”.

“Lo peor de todo es la salud. He librado mil batallas y llegó un momento en el que dije basta. Me arruinaron la vida y es difícil recomponerse emocionalmente de esto, lo político no importa ya”.

Ante la consulta sobre si competirá en internas, Ayala dijo “hoy se están peleando para ver  si hay internas. ¿Usted cree que voy a ir a una interna cuando la UCR me soltó la mano y voy a ir a luchar para ser gobernadora? de ninguna manera, no tengo las fortaleza ni los ánimos para meterme en una interna”. “Que el Chaco siga adelante, que el país sigua adelante, nadie es imprescindible”, prosiguió.

“Los radicales chaqueños siguen y hubo mucha ingratitud, tampoco paso factura, pero la verdad que esa indiferencia que hubo me hizo replantear muchas cosas”, añadió en este medio.


COMPARTIR