Las imágenes de estos animales supuestamente pintados fueron compartidas por el estudiante Mahmoud Sarhan, que se encontraba visitando el recinto y asegura que se sorprendió ante la imagen. Tras ser publicadas en Facebook, las fotografías rápidamente se hicieron virales y desataron las críticas de los usuarios.

Según explica BBC News, muchos señalaban que sus orejas eran más grandes y su hocico era diferente al de una cebra. Pero lo que más llamó la atención fueron las rayas, de las que se ha destacado que deberían ser más paralelas y consistentes.

No obstante, Mohamed Sultan, director del zoológico, ha aseverado en una radio local que los animales son legítimos.

No es la primera vez que se produce una controversia similar. Un zoo de Gaza recurrió a pintar dos burros porque su adquisición (700 dólares) era mucho más barata que la de las cebras (30.000 dólares).

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry