Ante la falta de respuesta del Gobierno provincial, el Frente Gremial Docente del Chaco resolvió convocar  a un nuevo paro de 48 horas para los días jueves 15 y viernes 16 de marzo.

En el primer día de medida de fuerza habrá una concentración de docentes y se invita a los integrantes de la comunidad educativa de cada establecimiento a reunirse en las plazas centrales de cada localidad con cacerolas vacías, graficando también la quita del servicio de comedor y refrigerio para los alumnos a todas las escuelas que contaban con el mismo hasta el año pasado.

El día viernes en tanto, se ejecutarán acciones a coordinar en el transcurso de la semana, con los demás sectores de trabajadores en lucha.

Este nuevo paro fue dispuesto en el marco de la continuidad del plan de lucha del Frente Gremial Docente y tiene como primer objetivo lograr una oferta salarial del Gobierno acorde con el legítimo reclamo de los docentes: la fijación de un piso salarial que abarque el reconocimiento de la deuda generada con la docencia a raíz del poder adquisitivo perdido en 2017, con el 7,5 % de incremento impuesto para ese año frente a una inflación que estuvo por encima del 25 %, más lo que se perfila de inflación como incremento para el año en curso, no menos del 20 % desde ya, con la discusión abierta para actualizar automáticamente de acuerdo al comportamiento de la economía.

“Reclamo que a la fecha tuvo como respuesta del Gobierno la pretensión de imponer un 10% de pauta para todo el año 2018 y en cómodas cuotas, con la decisión política de seguir ajustando salvajemente a la docencia; como con el anuncio repudiado por el Frente, y por la docencia toda, de descuento de los días de paro en vez de abocarse a resolver el conflicto con respuestas concretas y satisfactorias”, expresaron.

“En este contexto, el arco gremial reivindicó la genuina expresión de la docencia chaqueña puesta de manifiesto a través de multitudinarias manifestaciones, marchas, concentraciones, exhibiciones del estado de situación de los establecimientos educativos, reclamos no sólo de docentes, sino de los demás integrantes de la comunidad educativa, requiriendo el cumplimiento del Estado de su deber indelegable de atender la educación pública”, continuaron.

Entre los reclamos que no obtuvieron respuesta se encuentran también las condiciones dignas de trabajo y estudio; infraestructura adecuada; que se garantice el servicio de comedor y refrigerio, con la actualización imprescindible de los importes por ración para cada alumno; partidas de sostenimiento, entre otros.

El Frente Gremial expresa: “El Gobierno no tiene excusa  alguna para no convocar  de inmediato a la Comisión de Política Salarial y Condiciones de Trabajo, con una oferta que merezca ser considerada por la docencia y que permita destrabar el conflicto en la coyuntura, para avanzar en la resolución de la cuestión de fondo, hasta el día miércoles inclusive”.

A su vez, una resolución que anticipó el Frente es la convocatoria a una movilización provincial para el próximo 19 de marzo, en el marco de las medidas de fuerza a determinarse el viernes 16 por la tarde, en tanto persista la falta de resolución del conflicto por parte del Gobierno.

Vale recordar, que el Frente Gremial Docente está conformado por: ATECH; FEDERACION SITECH; UTRE CTERA; FESICH SITECH CASTELLI; SITECH LAS BREÑAS; SADOP; SIDOCH; ASECH;  SITE ALMIRANTE BROWN; FESICH 1 DE MAYO; FESICH DPTO. BERMEJO y UGREBI.


COMPARTIR