Este fin de semana, efectivos de la Policía de la Ciudad detuvieron tras una serie de operativos en territorio porteño y Lomas de Zamora a dos adolescentes de 18 y 19 años acusados de cometer robos como “viudos negros”: según fuentes del caso, se cree que arreglaban encuentros sexuales con hombres mayores a ellos a través de aplicaciones como Grindr y aprovechaban las citas para drogar y asaltar a sus víctimas.

La investigación en su contra empezó hace poco más de dos meses, el 30 de junio pasado, cuando un hombre de 30 años denunció haber sido brutalmente asaltado luego de concretar un encuentro con dos jóvenes para hacer un trío a través de Grindr, frecuentada por la comunidad gay.

Ese día, cerca de las 20 horas, el hombre relató haber acordado la cita en su casa de Lomas de Zamora, a donde efectivamente llegaron sus dos invitados en el transcurso de la noche.

Todo lo que ocurrió después, el denunciante no lo recuerda.

Su próximo recuerdo es al día siguiente, cerca de las 14 horas, cuando el hombre se despertó con sangre en todo el cuerpo y una herida profunda en la cabeza.

Luego de pedir auxilio a una amiga, cuando pudo levantarse e inspeccionar su casa notó que, además de haberlo agredido con violencia, sus dos invitados de Grindr le habían robado varios objetos de valor.

Así, el personal de la División Sumarios y Brigadas de Prevención de la Comuna 6 inició una investigación para identificar a los ladrones, que resultaron ser dos jóvenes adolescentes del barrio porteño de Barracas: F.S.G, de 18 años y su vecino que vivía a sólo cinco cuadras y cómplice R.A.C, de 19, antes domiciliado en Lomas de Zamora, donde ocurrió el ataque.

Así, la Policía de la Ciudad logró establecer así tres domicilios posibles donde podrían ser hallados: dos en Barracas y otro en la localidad de Ingeniero Budge, sobre la calle Homero, donde el mayor de los sospechosos vivió con su familia antes de trasladarse a la Ciudad.

Con esa información, el Juzgado Nacional Criminal y Correccional N° 37, ordenó los tres allanamientos en simultáneo para dar con ellos.

En la dirección de Lomas de Zamora los efectivos sólo encontraron a los padres de uno de los acusados. Por eso se montó un operativo de vigilancia en sus domicilios de Barracas, sobre las avenidas Caseros y Vélez Sarsfield, respectivamente.

Algunas horas más tarde, los efectivos lo vieron cuando llegaba a su casa y concretaron los allanamientos.

Así lograron la detención de los acusados y el secuestro de algunos elementos que serán de interés para la investigación: dos mochilas, una billetera, tarjetas de crédito pertenecientes a la víctima, otros 7 plásticos a nombre de otros damnificados, varios DNI, una computadora y un teléfono celular.

Los delincuentes también tenían en su poder un documento a nombre de una mujer que fue denunciada por estafa ante la división de Cibercrimen.

De acuerdo a los elementos que constan hasta el momento en el expediente, los dos jóvenes serían autores de varios hechos de la misma modalidad en los que ahora se intenta establecer la identidad de las víctimas.

Los dos adolescentes fueron trasladados luego en calidad de detenidos a una celda de la Alcaidía de la Comuna 6 de la Policía de la Ciudad, a la espera de que sean llamados a declarar.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry