El Director de Tránsito del Municipio de Resistencia, Darío Sardi, manifestó su preocupación por el depósito municipal, que se encuentra colapsado. La saturación del mismo hace que no se pueda tener continuidad con los trabajos que se vienen realizando en materia de seguridad vial. Recordó que hay un proyecto para compactar los vehículos que no son reclamados por sus dueños.

En un comunicado de prensa, el director indicó que lo preocupante es “la cantidad de vehículos a cielo abierto que significa un problema de contaminación del medio ambiente por la emanación de los gases, pero sin duda lo más peligroso resulta la cantidad de motocicletas alojadas en los galpones cerrados donde la concentración de gases, combustible, representa un verdadero peligro de explosión”.

El funcionario agregó “que ya se presentó desde el área un proyecto de ordenanza para la compactación de los vehículos que tienen mucho tiempo depositados en el lugar, la mayoría en desuso producto del tiempo parados o porque ya han ingresados en estado de abandono”.

Dijo además que no le gustaría tener que cargar con la vida de nadie. “Lamento que algunos concejales no entiendan la gravedad de los hechos, ojalá Dios no permita haya un corto circuito con estos sofocantes calores que ya están azotando la ciudad, porque sería una catástrofe si llegarán a explotar esos depósitos”.

Cabe aclarar que hay más de cuatro mil motos y cientos de automóviles alojados en el predio de ruta 11 kilómetro 1006.5.


COMPARTIR