El Servicio Nacional de Salud británico (NHS por sus siglas en inglés) está finalizando los últimos preparativos para poner en funcionamiento esta semana al primer hospital de emergencia de la ciudad de Londres para tratar a miles de enfermos de coronavirus.

El NHS Nightingale, como se lo denominó, se construyó en tiempo récord en el Excel Center, el principal centro de exposiciones y conferencias de Londres, alberga 4000 camas y cuenta también con dos morgues por si continúa aumentando el número de muertos en el país, que ayer alcanzó los 1415 y más de 22.000 contagios detectados.

Para acelerar la construcción, intervino el Ejército, se convocaron además a miles de enfermeras y médicos jubilados y se capacitó en primeros auxilios al personal de las aerolíneas británicas EasyJet y Virgin que estaban sin trabajar debido a la crisis de las compañías aéreas, que redujeron la mayor parte de sus operaciones por la pandemia.

Los trabajadores cambiarán las camas, realizarán otras tareas no clínicas y ayudarán a los médicos y enfermeras que trabajan en las salas, informó el NHS.

En declaraciones a la BBC, el director del NHS de Inglaterra, Simon Stevens, dijo que los servicios estarían listos para absorber un aumento de pacientes esta semana.

"Hoy hay más de 9000 pacientes con coronavirus positivos en hospitales de toda Inglaterra y sabemos que ese número va a aumentar", afirmó.

Según Stevens, este fue un esfuerzo extraordinario por parte de enfermeras, médicos, terapeutas y farmacéuticos en todo Londres, pero también de voluntarios, paramédicos y personas que regresan para ayudar.

Agregó también que se están adaptando otros hospitales de campaña en el centro de Conferencias Central de la ciudad de Manchester y posiblemente en el centro de exposiciones escocés en Glasgow.

Como parte del esfuerzo para combatir el coronavirus, el gobierno británico informó hoy que extendió las visas a los médicos, enfermeras y paramédicos extranjeros sin cargo, durante un año.

La extensión se aplicará a alrededor de 2800 médicos, enfermeras y paramédicos inmigrantes, empleados por el NHS cuya visa vence antes del 1 de octubre.

La medida también se aplicará a los miembros de su familia, y para obtener más médicos y enfermeras, el Ministerio del Interior levantó la restricción sobre la cantidad de horas que los estudiantes de enfermería y médicos pueden trabajar en el NHS.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry