El acuerdo de intercambio de información tributaria (IGA) que se firmará en los próximos días con Estados Unidos prevé la inclusión de beneficiarios de sociedades inscriptas en el país del Norte y de personas físicas que, al no tener declaradas esas cuentas en la Argentina, serán investigadas por la AFIP.

Así lo admitió este martes una alta fuente del organismo recaudador que aseguró que en el intercambio de información tributaria "se reciben los datos de todos, incluso de quienes integran las sociedades".

"Muchos contribuyentes con algún tipo de irregularidad seguramente van a rectificar sus declaraciones juradas. A priori, estimamos que los argentinos tienen US$ 100.000 millones en cuentas estadounidenses", añadió la fuente.

Sobre ese total, y en función de las actuaciones que corresponden hacer cuando se detectan maniobras evasivas o elusivas, se estima que por este concepto habría un "piso recaudatorio de US$ 1.000 anuales".

"Esto no está pensado en el corto plazo sino como política de Estado. Con este acuerdo se abrirá un nuevo abanico de intercambio de información con Estados Unidos, aunque en la actualidad tenemos 38 pedidos de información activa", explicó el funcionario.

Al respecto, subrayó que quien no tenga la cuenta declarada "estará en problemas, aunque también es importante aclarar que la potencia de este acuerdo será hacia adelante, una vez que entre en vigencia durante el 2023".

"Vamos a recibir toda la información y para eso la AFIP pondrá en marcha un sistema de seguridad a la altura de los más confiables del mundo. No queremos que suceda lo que vimos en el anterior gobierno, que presentó un blanqueo exitoso y luego se empezaron a filtrar datos por todos lados", subrayó.

La puesta en marcha del acuerdo será luego el disparador de la discusión en el Congreso de un nuevo proyecto de ley de blanqueo de capitales, para que las personas físicas o beneficiarios finales de sociedades tengan la alternativa de repatriar esos fondos no declarados ante el fisco argentino.

Estados Unidos, a diferencia de otros países, intercambia información a través de acuerdos IGA, ya sea en su versión 1 o 2, que habilita la implementación del FATCA (Foreign Account Tax Compliance Act), que entró en vigencia en el año 2013.

Este mecanismo habilita la presentación de informes de los cuentahabientes de las entidades financieras extranjeras al gobierno de su jurisdicción.

Argentina y Estados Unidos firmarán el IGA 1, que es el mismo que rige en Brasil, Perú, China, Israel, Canadá, México y los países centrales de Europa, entre otros, que se caracterizan por ser recíprocos.

En cuanto a las a dificultades que tienen algunos sectores para importar, la fuente fue tajante: "¿Conocen alguna fábrica que esté parada por falta de insumos? Hacemos un monitoreo permanente cuando aparece algún reclamo y nos comunicamos inmediatamente para solucionarlo".

"En general se quejan porque no quieren perder el sobrestock, particularmente los textiles. Hacemos reuniones todos los martes y jueves para que todas las empresas dispongan de los insumos y los dólares necesarios para importar", subrayó el informante.

En ese sentido, recordó que "más de 130 empresas desistieron de cautelares por US$ 700 millones. El ranking de presentaciones cautelares lo encabezan los textiles, y luego vienen los neumáticos y los artículos electrónicos".

Por último, el informante también detalló que en la actualidad "50 empresas son investigadas por realizar exportaciones evadiendo la liquidación de divisas. Generalmente son ventas por montos chicos, 3 o 4 millones de dólares vinculadas a productos agrícolas".


COMPARTIR