Una corte china anuló el matrimonio de una pareja porque el hombre no le informó a su prometida, antes de casarse con ella, que tenía sida.

El tribunal del distrito de Minhang, en Shanghái, falló a favor de la mujer, que acusó a su pareja de ocultarle deliberadamente su enfermedad hasta después de su matrimonio, celebrado en junio pasado.

En junio del año pasado, Li descubrió que estaba embarazada, por lo que ella y Jiang se casaron. Solo entonces, poco después de la ceremonia, el hombre le "confesó" a su esposa que había sido VIH positivo durante varios años y que estaba tomando medicamentos para controlar su enfermedad.


COMPARTIR