Los colectivos del transporte público del Gran Resistencia no cumplen con los requisitos para que las personas con discapacidad puedan acceder a ellos sin ningún inconveniente, ya que no son bajos ni semi-bajos, y esto dificulta que puedan subir y bajar con tranquilidad.

José Giuggia, presidente de la Asociación Civil Apadicha, pide a las empresas del transporte público de pasajeros urbano, interurbano y corta distancia de la Provincia del Chaco que tomen en cuenta las necesidades de los pasajeros con discapacidad, adultos mayores, embarazadas y niños. El dirigente que defiende los derechos de las personas con discapacidad indicó que tomen como ejemplo las empresas del Chaco-Corrientes que tienen colectivos accesibles.

Giuggia informó que las organizaciones civiles esperan hace más de 16 años que exista transporte accesible en el Chaco. El dirigente insistió que se trata de un “artículo incumplido en lo que se refiere a la accesibilidad del transporte público de pasajeros para personas con discapacidad”. Según la ley 22431 art. 20- 21-22, el plazo estipulado para la adecuación del total de las unidades está ampliamente vencido pues, establecía que desde 2002 en adelante las unidades debían contar con los requisitos expuestos en el art. 22.

"La calidad de vida de todas las personas depende en gran medida del medio en que nos movemos y vivimos. Si en la ciudad y los colectivos que unen las localidades del interior no tiene transporte accesible se vulneran convenciones, tratados, leyes nacionales y provinciales. Las personas no pueden movilizarse en forma adecuada y no hay equiparación de oportunidades. Difícilmente van a poder acceder a la educación, al empleo y a las relaciones sociales. Si no se llega a estas facetas básicas, su influencia en la sociedad será mínima; lo que es aún más grave, no podrán aportar el potencial necesario para la sostenibilidad y mejora social",

También reconoce que hay algunos colectivos que tienen rampas pero no son bajas, ni semi-bajas, por lo que no son los adecuados.

Insistió que se trata de un “artículo incumplido en lo que se refiere a la accesibilidad del transporte público de pasajeros para personas con discapacidad. Un tema incómodo para las empresas del transporte público de pasajeros” sentenció.


COMPARTIR