Así lo dieron a conocer datos oficiales sobre el primer trimestre de 2018. Según estas cifras, la desigualdad aumentó a comparación del año pasado y hoy el 60% de los trabajadores no llega a cubrir el costo de la canasta básica.

Seis de cada diez asalariados viven bajo la línea de pobreza al no alcanzar la canasta básica, que en marzo pasado alcanzó un costo de 17.867 pesos.

Las políticas de ajuste, transferencia de recursos, devaluación y demás iniciativas del gobierno de Macri fueron generando que los trabajadores pierdan cada vez más poder adquisitivo.

Los datos del Indec arrojaron malas noticias: la desigualdad creció este año a comparación del anterior, y el ingreso promedio per cápita de la población alcanzó los 10.381 pesos mensuales -algo muy por debajo de la canasta básica-.

Esto es un total de más de 8,3 millones de hogares que no llegan a salir de la pobreza, mientras que sólo 899.280 sí lo hacen.

Otro dato no menor es que las estadísticas marcan que las mujeres siguen teniendo una mayor dificultad para alcanzar los niveles de ingreso promedio.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry