En Miami cuentan los días para lo que será la presentación de Lionel Messi como flamante incorporación de Inter Miami. Mientras tanto, los hinchas se relamen ante lo que será la posibilidad de contar con el mejor jugador del mundo en su equipo, todos los fines de semana.

Sin embargo, lo que hoy es una realidad antes fue un trabajo arduo de parte de David Beckham, propietario de la franquicia. El exjugador compartió detalles de lo que fue el día en que se enteró que la Pulga jugaría en su equipo y el compromiso que asumió ante los fanáticos.

"Hace algunas semanas, me desperté y tenía un millón de mensajes en mi teléfono. Pensé: '¿Qué habrá pasado? Usualmente no recibo esta cantidad de mensajes'.

Ahí fue cuando lo escuché: Leo confirmó que venía a Miami, aunque obviamente para mí no fue una sorpresa", expresó el exmediocampista inglés en el marco de una conferencia en la Sinagoga St. Johns Wood United de Londres.

Messi Beckham Foto: PSG 1Para Beckham, la confirmación de que Messi vestiría los colores de Inter Miami significó poder concretar una promesa que supo hacerles a los fanáticos desde la concepción de la franquicia:

"Desde el inicio, siempre dije que si tenía la posibilidad de traer a los mejores jugadores a Miami, cualquiera sea el momento de sus carreras, lo haría. Siempre tuve ese compromiso con los fans.

Por eso, cuando escucho que uno de los mejores jugadores del mundo -tal vez, el mejor-, que ganó todo, que todavía es un gran jugador, es joven y hace lo que hace, quiere jugar en mi equipo, es un momento increíble para nosotros".

Jorge Mas, uno de los dueños de Inter Miami, reveló cómo se gestó la llegada de Lionel Messi al equipo y sorprendió al asegurar que su fichaje es algo en lo que vienen trabajando hace ya varios años, incluso con el jugador todavía en Barcelona.

"En 2019 empezamos a pensar en cómo podíamos traerlo. Messi puede convertir a la MLS en una de las dos o tres mayores ligas del mundo. (...) Creo que viene con ganas de dejar huella, y podrá hacerlo más allá del fútbol. Cuando se retire tendrá una participación en el club. Estuve tres años, un año y medio, muy intensamente. Muchas conversaciones con Jorge. Lo vi hecho a finales de mayo.

David conversaba con Leo, solo sobre temas futbolísticos, porque él estaba jugando. No quería que se sintiera presionado.

Hemos hablado en Barcelona, Miami, Rosario, Doha... Me pasé todo el Mundial de Qatar viendo a la Argentina. Para cerrarlo fue muy importante el contrato de Apple", explicó en diálogo con El País.


COMPARTIR