Escocia aplastó a Los Pumas en Resistencia

Un equipo sin cabeza ni corazón decepcionó a 22.000 personas en el Chaco al perder 44-15 con Escocia en el partido despedida del renunciante DT Daniel Hourcade.

65

La despedida fue triste, amarga. Y encima bajo una lluvia torrencial en el estadio Centenario del Chaco, donde Los Pumas perdieron 44-15 ante Escocia (segunda más amplia tras el 49-3 del 90) en el último partido con Daniel Hourcade como entrenador del equipo. La derrota cerró la ventana de junio con un 0-3 para la Selección, incluidas las dos caídas ante Gales.

El Huevo había anunciado su renuncia tras la segunda derrota contra los galeses, si bien todavía iba a dirigir un partido más. Lo confirmó en forma prematura para “descomprimir” la situación y que los jugadores no estuvieran tan afectados en la semana por un tema latente y sin resolver.

Sin embargo, el remedio fue peor que la enfermedad. Los Pumas jugaron uno de los peores partidos en la Argentina de los que se tenga memoria. Pusieron el cuerpo pero no la cabeza, tampoco el alma ni el corazón. Es verdad que el responsable de un equipo es el técnico, pero los jugadores tienen mucho de culpa en estas sucesivas malas presentaciones. En los últimos 12 tests, la Selección sólo ganó uno y perdió el resto.

El partido se terminó rápido, a los 13 minutos, con el tercer try del Cardo. Los primeros dos habían llegado por errores en la marca y el restante, por una pelota perdida en el line.

A los 17 minutos, Nico Sánchez embocó un penal y se largó el diluvio. El agua no impidió que el visitante siguiera manejando la pelota y llegando al ingoal nacional.

En la entrevista del entretiempo, Pablo Bouza, integrante del cuerpo técnico fue inusualmente duro, al menos en público: habló de “vergüenza” al referirse al PT, y contó que les habían pedido a los jugadores que hicieran simple las cosas y se olvidaran del resultado.

Con otro ímpetu entraron Los Pumas al complemento al punto de apoyar dos tries, si bien Escocia, más prolijo y enchufado, siguió dominando hasta liquidar la historia.

Hourcade deja el equipo con un récord de 15-39 en 54 partidos (y sin triunfos ante los escoceses: 0-4), con las dos únicas victorias oficiales contra Sudáfrica más el cuarto puesto en el Mundial de Inglaterra como marcas inolvidables. Aunque luego de la Copa el seleccionado fue cayendo de a poco y el tucumano no pudo torcer la historia.

Los jugadores cambiarán nuevamente de camiseta para vestirse de Jaguares, equipo en el que son exitosos y están a un paso de los playoffs en el Personal Super Rugby, bajo el mando del DT Mario Ledesma. El sábado 30 en Vélez recibirán a los Stormers sudafricanos. Quizá en la franquicia consigan consuelo y cambien el humor y hasta el nivel. Ellos sabrán por qué no lo pudieron hacer con la celeste y blanca.